Mi Amiga la Prepago se hizo la lipo.

Asustada por la pronta llegada de los 30, Mi Amiga la Prepago aprovechó que “me sobraban 18.000 bolos en la cuenta de ahorro del Venezuela” y se hizo la liposucción laser con el Dr. Ángel Molina “mi cirujano plástico de confianza y el mismo que esculpió esta cuerpa que me hace la mami que soy hoy en día”.

Recuerdo que un día, mientras ella hacia ejercicio para endurecer los glúteos y yo para la espalda, me dijo que se iba a operar porque “no sólo me sobran años sino unos rollitos de grasa minúsculos que me estresan cuando bailo”.

Éramos conocidos del gimnasio, nos saludábamos cuando coincidíamos en una máquina y hablábamos de los hombres que entrenaban, de la ropa Nike, de la lluvia, de los nuevos Technomarine, de mi primo el del centro hípico, entre otras banalidades.

Esta mañana, cuando la vi cruzar las puertas eléctricas del gimnasio, me alegré muchísimo y realmente no sé porqué, no somos amigos, no sabemos nada el uno del otro. Ella muy oronda paseó su “cuerpa” por todo el gimnasio saludando a todos y cada uno de los entrenadores y tipos que le hacían ojos hasta que, estando cerca de donde yo hacía un ejercicio para bíceps, me dijo “¡Hola italiano! ¿Me extrañaste?”.

Fue amor a primera vista.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s